Sofas

Tipos de sofá

El sofá es uno de los muebles más importantes del salón. A la hora de elegirlo hay que tener en cuenta que debe ser confortable y resistente, pero además debe ir en consonancia con la decoración el estilo, la forma y el tamaño de la estancia.

Hoy en día podemos encontrar en el mercado muchos tipos de sofás, de formas y tamaños diferentes, entre los que tendremos que seleccionar el que mejor se adapte a nuestras necesidades.  Descubre los tipos de sofás que existen

Sofás en L


En salones cuadrados y grandes una buena opción es colocar un sofá con forma de L, o dos sofás en perpendicular simulando esa forma. En este caso lo mejor es que uno de los sofás tenga una plaza más que el otro, en función del espacio (3 plazas + 2 plazas, por ejemplo). Este tipo de sofá es muy adecuado para familias de muchos miembros.

Rinconeros


Estos sofás sirven para aprovechar al máximo los salones pequeños. Ofrecen múltiples asientos sin perder espacio, puesto que se adaptan perfectamente a los rincones aprovechando el ángulo formado por las paredes. Son también muy adecuados para familias numerosas.

Modulares


Son los más acertados para estancias de forma irregular y salones pequeños. Están divididos por piezas que se pueden colocar a gusto de cada uno o poner y quitar cuando sea necesario. Los módulos pueden ser de muchos tipos, con o sin brazos, respaldo, con puffs…

Chaise Longue


Se trata de un sillón largo, tal y como su propio nombre indica. Es un sofá con una prolongación para apoyar las piernas y mantenerlas totalmente estiradas. Puede ser individual o complementar un sofá como asiento auxiliar. Es una buena opción para los salones rectangulares y estrechos. Normalmente siguen una estética moderna.

Sofá cama


Es un sofá multifunción, sirve como asiento por el día y como cama por la noche. Perfecto para casas pequeñas donde se necesite una habitación extra.

Chester o chesterfield


Es un sofá clásico inglés, de brazos curvos, respaldo bajo y tapizado capitoné. Nació en el siglo XIX para decorar los exclusivos clubes sociales londinenses y se convirtió en un símbolo de lujo y prestigio. Hoy en día son muy comunes en decoraciones de estilo clásico y retro.

Ergonómicos


Tienen el respaldo reclinable y ajustable en altura, además de asientos extensibles, para que podamos adaptarlo a nuestras necesidades y la función que estemos realizando en cada momento (ver la tele, leer, dormir, charlar…).

Sillón o sofá de una plaza


Lo más común es utilizarlo como complemento. Es especialmente útil en salones pequeños donde sólo entra un sofá y se necesita alguna plaza extra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *